La terrorífica histerosalpingografía

¡Hola de nuevo, chicas!

Quiero hablaros de esta prueba porque quizás es la que más miedo nos da de todas. Yo le temía más que a mi suegra, que ya es decir…

La histerosalpingografía no es más que una imagen con contraste de nuestras trompas que nos da información sobre su permeabilidad. Es decir, nos dice si están o no atascadas. Lo que podría ser un motivo de nuestra infertilidad.

La prueba en sí no tiene mucho misterio. El día de antes hay que tomarse un antibiótico y unas horas antes de la prueba ponerse un laxante. Para mí esta parte fue la peor, por humillante más que por molesta… No preguntéis, no queréis saberlo. Sólo os digo que mi marido, deseoso de colaborar, terminó poniéndome el enema, y yo dejándome, porque poco más podía hacer. Muy vergonzoso todo, pero en este proceso ya veréis que la vergüenza se pierde rápido.

La prueba me la hice en Cemedi Sevilla. No había colas, así que la agonía acabó pronto. Me había pasado las semanas anteriores viendo vídeos, blogs… todo aquello que tuviera la palabra maldita: histerosalpingografía. Y casi todos los comentarios eran negativos. Luego entendí que quien le va bien no tiene necesidad de contarlo ni de desahogarse de nada.

Pues nada, me llamaron y yo que soy una catetilla me desnudé y me puse la bata del revés. Pero fue culpa de la chica que se explicó fatal, que conste ;-). Vuelta a ponerme la bata, delante de la chica… (La vergüenza, como digo, hace tiempo que la perdí.) Y me metieron en la sala de rayos X, porque lo que os van a hacer es una radiografía pura y dura. Me subieron a una mesa metálica y cuando me coloqué correctamente (Vamos, despatarrada y sin moverme ni una mijilla) la doctora empezó a inyectarme un líquido de contraste. Estaba algo frío pero casi no lo sentí. No me dolió y, si acaso, en algún momento pude notar una pequeña molestia pero mínima. Luego la doctora y la chica se metían en la cabina para tomar las radiografías. El mismo proceso lo repitieron tres veces porque una de las trompas no se veía clara. No me hicieron girarme hacia los lados como cuentan algunas chicas, ni nada. Entiendo que eso hubiera sido algo incómodo, por la postura, pero no hizo falta. Al salir me dieron un CD-ROM con las imágenes y el informe de la doctora. Mis trompas estaban perfectas y mi útero tenía la forma correcta.

Mi consejo: id tranquilas, no miréis más en internet porque cada persona es distinta y nadie os puede decir a priori si os dolerá o no. Tan sólo pensad que es una prueba muy rápida, no más de cinco minutos. En el peor de los casos, pasará pronto. Yo no tomé nada, ni antes ni después de la prueba porque no me hizo falta, pero hay quien se toma un Nolotil antes de ir por si acaso. Pero ante todo, pensad que es un paso más que os acerca a vuestro sueño.

Un beso para todas e id tranquilas y sin miedo :-*

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s